×
×

Antonio Hernando

Antonio Hernando

Tipo: 
Autor / Intérprete
Fecha de nacimiento: 
Año de nacimiento: 
Lugar de nacimiento: 
Lugar de residencia: 

Detalle autor

Biografía

Antonio Hernando (Jaén, 1986), empezó a escribir canciones en La Carolina (Jaén), donde residió hasta 2004, cuando se instaló en Jaén por estudios universitarios. Allí fundó su primer grupo de rock, "Petete & Trauma", con los que destacó en los Ciclos de Rock de aquellos años, compartiendo cartel con grupos como Lapido o Sidonie.

Mientras tanto, en una vertiente más acústica, aunque llena de optimismo y adrenalina, empezó sus primeras giras en solitario por Madrid, Barcelona, Sevilla o Valladolid. En 2009 se instala en Oxford (UK), donde graba su primer disco, "Haciendo ruido, con músicos ingleses y bajo la batuta del productor David Norland.

Con este primer disco bajo el brazo se traslada a Madrid, para hacerse camino en los circuitos de cantautores, y esta experiencia desemboca en otro nuevo proyecto, "Los Tres en Raya", junto a los también cantautores Álvaro Laguna y Dani Fernán. Durante tres años de extensas giras por toda la geografía española y Andorra, materializan este divertido show al estilo de "La Mándrágora" en el disco en directo "LIVErtad 8", grabado en el mítico Café Libertad 8 de Madrid, cuna de artistas como Tontxu o Paco Cifuentes, con los que también tocaría esos años, así como el interesante proyecto "Generación Ochentí", con los que gira con los cantautores de su generación, como Alberto Alcalá, Patricia Lázaro, Road Ramos o Muerdo.

Deseoso de un sonido de banda entre sus nuevas canciones, Antonio Hernando decide montar una banda, previamente conocida como "Petete & La Band", y rebautizada posteriormente como "La Banda de Trapo" por problemas legales.

Gracias al contacto con Nano Díaz, también de Jaén, que acababa de montar su propio estudio en Granada (Live Búnker Records), recopila músicos granadinos para grabar "Rumbanouche'n'roll" (2013), el primer álbum de la banda, lleno de swing, funky, rumba y rocanrol, y Antonio Hernando aprovecha para instalarse en Granada para darle prioridad a estas canciones.

Tras varias giras, e incluso incursiones en directo en países como Italia, Reino Unido, Francia o Portugal, Antonio y su banda se superan a sí mismos en su siguiente álbum, "Aswing son las cosas" (2015), con un corte aún más frenético y festivalero, con toques de balkan y ska, y las colaboraciones de O'funk'illo, Eskorzo y La Canalla, entre muchos otros. Durante ese año comparten cartel con artistas de la talla de Lichis (La Cabra Mecánica), Juanito Makandé, Rubén Pozo (Pereza), Rozalén, El Kanka, Chatarrero (Elbicho), Corizonas, Trashtucada, los uruguayos No Te Va a Gustar, Sondenadie o Carlos Chaouen.

La dificultad de llevar al directo una banda tan numerosa y el nuevo sonido que empieza a interesar a Antonio Hernando (desde Tom Waits a Vinicio Capossela) obliga al autor a regresar a Madrid para volver a pelear en los pequeños garitos, aunque amplía su punto de mira. Solo en 2016 actúa en Alemania, República Checa, Eslovaquia, Austria, Polonia, Bulgaria o Marruecos.

Toda esta experiencia, unida a la sentimental y personal, le hace escribir una serie de canciones de las que elige diez para su primer disco en solitario como Antonio Hernando: "Los 30 aullidos de Antonio Hernando" –aprovechando sus 30 años de edad–, disco producido por Miguel Marcos, y con un sonido mucho más maduro y oscuro, unas letras poderosas llenas de perdedores y perdidos, humo y bambalinas, y la luna llena como telón de fondo para el escenario de estos nuevos personajes que desglosa, desnudándose él mismo en estos versos a ritmo de cabaret y circo. Un disco personal marcado por la náusea del verso, lleno de imágenes sugerentes, y que presenta durante este 2017 en países como Grecia, Francia, Portugal o España. Otro nuevo punto de partida, un viaje infinito que acaba de comenzar.

(Fofografía de Javier Jimeno.)

«Cantemos como quien respira. Porque eso es la libertad, porque es decir que somos quienes somos, porque eso es el amor: respirar o cantar. Porque ambas cosas son la misma: Poesía» (Gabriel Celaya)